Consiguen preservar funciones cerebrales post-mortem

Preservar las funciones cerebrales es un sueño que los investigadores han tratado de conseguir a lo largo de la historia. Sin embargo, esto parecía difícil de conseguir ya que se creía que estas funciones duraban pocos minutos tras la muerte. Aún así, los esfuerzos por conocer este aspecto concreto de las funciones neuronales no han cesado. Por suerte, gracias a los avances tecnológicos, cada vez se consiguen más logros de este tipo.

Un equipo de científicos estadounidenses ha logrado, por primera vez, que se mantengan algunas funciones cerebrales tras la muerte. Ellos postularon que, bajo ciertas condiciones, podrían mantener funciones celulares y moleculares en cerebros de mamíferos grandes. De este modo, mantener la capacidad de restauración de estas funciones durante un mayor período de tiempo. Para esto, crearon un dispositivo (BrainEx) que era capaz de mantener una microcirculación y viabilidad celular a una temperatura constante. Así, crearon medidas que permitían no dañar las arterias cerebrales pero sí irrigar gran parte del encéfalo.

Implicaciones de preservar ciertas funciones cerebrales

Dado que no se puede conseguir, por el momento, un reestablecimiento completo de las funciones, no se puede conseguir que el cerebro recupere su actividad normal. Sin embargo, estos hallazgos pueden servir para poder estudiar en mayor profundidad ciertas capacidades cerebrales nunca antes estudiadas.

Uno de los beneficios encontrados se deriva de la infusión de fluido con BrainEx en el prefrontal, el hipocampo o el cerebelo. Han logrado incluso reducir el edema provocado por lesiones cerebrales en neuronas piramidales de CA1, tanto morfología como densidad. Asímismo, las células de la glía mantienen sus propiedades estructurales y funcionales post-mortem gracias a esto.

En resumen, la principal aplicación de estos hallazgos no es para cerebros post-mortem. Los investigadores sugieren que con más estudios pueden encontrar soluciones a patologías frecuentes. Así, podrían descubrir métodos para una recuperación neurofisiológica tras una anoxia o una isquemia. También, podrían utilizarse estos datos para los casos de donación de órganos, y poder así mantenerlos eficazmente.

Enlaces

Si quieres tener más información sobre esta noticia, entra en el siguiente enlace.



Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.